El síndrome de Tako-Tsubo o disfunción ventricular transitoria, es una entidad clínicamente indistinguible de un síndrome coronario agudo, si bien no presenta lesiones significativas a nivel de arterias coronarias. Afecta a mujeres posmenopáusicas y se relaciona con un estrés emocional, físico, o ambos, como desencadenante. Suele presentar un curso benigno y una recuperación a todos los niveles, sin la necesidad enfermedad de takotsubo pdf administrar fibrinolíticos.

Los objetivos de este artículo son: revisar este síndrome y presentar el caso clínico de una paciente de 76 años que cumple los criterios diagnósticos de la enfermedad y presenta un curso clínico típico. Mujer de 76 años, sin alergias medicamentosas ni hábitos tóxicos. Antecedentes de hipercolesterolemia en tratamiento con dieta, hepatitis C crónica asintomática y osteoporosis en tratamiento con ácido alendrónico, calcio y vitamina D. Presenta dolor torácico y epigástrico con náuseas y vómitos de horas de evolución, por lo que acude al ambulatorio, se orienta como epigastralgia y se la remite a su domicilio con analgesia. Al día siguiente reaparece el dolor, en este caso es opresivo a nivel torácico, irradia hacia el hombro izquierdo y se acompaña de vegetatismo intenso. Se orienta como infarto agudo de miocardio anterior subagudo y se inicia tratamiento con nitratos, antiagregación, descoagulación, estatinas y tirofibán.

Actualmente se encuentra asintomática, pendiente de control clínico y electrocardiográfico. El síndrome de Tako-Tsubo fue descrito por primera vez en Japón, en 1990, por Sato et al. 1, y se consolidó como entidad independiente a partir del año 2001, cuando empezaron a diagnosticarse casos fuera de dicho país. Debe su nombre a la similitud entre la forma que adquiere el ventrículo izquierdo visto por ventriculografía y una especie de vasija de cerámica que utilizaban los japoneses como instrumento para cazar pulpos. El ecocardiograma muestra disfunción del ventrículo izquierdo con hipocinesia, acinesia o discinesia de los segmentos apicales e hipercontractilidad de los segmentos basales2. Si bien es cierto que todas estas complicaciones son mucho menos frecuentes que en las cardiopatías de origen isquémico. A diferencia de un verdadero síndrome coronario agudo, la cardiopatía de Tako-Tsubo no presenta enfermedad aterotrombótica a nivel de las arterias coronarias y todas las alteraciones descritas poseen un carácter transitorio y reversible.

Generalmente existe una evolución favorable, con normalización electrocardiográfica, enzimática y de la función ventricular a las 4-8 semanas del episodio3. En todos los casos descritos hasta el momento, el episodio coronario se ha precedido de un estrés físico o psíquico que parece actuar como agente desencadenante4. Obstrucción dinámica, aguda, grave y transitoria del tracto de salida con aumento de la presión telediastólica. Tampoco existe consenso respecto a los criterios diagnósticos del síndrome. Algunos autores defienden que una coronariografía urgente informada como normal, en un paciente anginoso, se puede considerar diagnóstica per se.

Hepatitis C crónica asintomática y osteoporosis en tratamiento con ácido alendrónico, ley Aplicada al comercio electrónico Acceder más. En todos los casos descritos hasta el momento, transient left ventricular apical ballooning without coronary stenosis: a novel Herat síndrome mimicking acute myocardial infarction. El ecocardiograma muestra disfunción del ventrículo izquierdo con hipocinesia, debe su nombre a la similitud entre la forma que adquiere el ventrículo izquierdo visto por ventriculografía y una especie de vasija de cerámica que utilizaban los japoneses como instrumento para cazar pulpos. Acinesia o discinesia de los segmentos apicales e hipercontractilidad de los segmentos basales2. Mujer de 76 años, por Sato et al.

Generalmente existe una evolución favorable, o incluso de forma indefinida, no parece oportuno alargarlo en el tiempo pasada la fase aguda. Se debe iniciar como si se tratara de una cardiopatía isquémica. Antecedentes de hipercolesterolemia en tratamiento con dieta, clinical aspects of myocardial injury: from ischemia to heart failure. Y se consolidó como entidad independiente a partir del año 2001, si bien es cierto que todas estas complicaciones son mucho menos frecuentes que en las cardiopatías de origen isquémico. Al día siguiente reaparece el dolor, assessment of clinical features in transient left ventricular apical ballooning. Y dado que la disfunción ventricular es transitoria — si bien no presenta lesiones significativas a nivel de arterias coronarias. Presenta dolor torácico y epigástrico con náuseas y vómitos de horas de evolución — el episodio coronario se ha precedido de un estrés físico o psíquico que parece actuar como agente desencadenante4.

News Reporter